Quantcast

Cicpc: Nueva evaluación incrimina al psicólogo de Macaracuay




Expertos psiquiátricos lo consideran imputable, revelaron fuentes ligadas al caso.

A un mes de los hechos no determinan
el móvil del cuádruple crimen



Luego de conversar más de siete horas con los expertos del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, en las instalaciones de la Medicatura Forense de Bello Monte, los estudios psiquiátricos de Luis Alberto Morales Morales, determinaron que el psicólogo es “imputable”.

Fuentes de la policía científica indicaron que el especialista “actuó con consciencia de los actos que cometió, es capaz de reconocer el bien y el mal en sus actuaciones”, a pesar que frente a las autoridades ha demostrado no reconocer la realidad de lo sucedido y, ha preguntado en varias oportunidades por sus familiares fallecidos.

Luis Alberto Morales Morales fue señalado por los investigadores como el único responsable de asesinar a sus dos padres y dos hijos, la madrugada del 15 de febrero, en lo que los expertos han calificado como un hecho “pasional, de arrebato”, debido al ensañamiento demostrado en sus acciones.

Al cumplirse un mes del trágico crimen el móvil sigue siendo incierto, continúan los rumores sobre la crisis financiera que atravesaba el especialista de 52 años, y que supuestamente fue el detonante de un cuadro depresivo que culminó con la tragedia de Macaracuay.

Sin embargo, los organismos de investigación no han precisado el estatus económico del supuesto agresor, hasta el momento no se han practicado las experticias necesarias para verificar esta versión, las computadoras portátiles del psicólogo no han sido revisadas para conocer los movimientos bancarios.

El jefe de homicidios de la policía científica, comisario Heberto Alfonso, indicó: “No se han realizado las experticias a las computadores personales del psicólogo, ya que esta diligencia debe ser solicitada por el representante del Ministerio Público, que es el responsable de dirigir la investigación”.

En un primer momento se indicó que Morales Morales pasaba por un mal momento económico, que había despedido al personal de servicio en diciembre y que había recibido consejos de un vecino para que vendiera su actual vivienda, en la calle Manaure de Macaracuay, y adquiriera una más modesta.

Incluso se llegó a señalar que para el momento que cometió el hecho estaba bajo un cuadro de gran estrés al esperar la entrega de unos dólares que lo ayudarían a zanjar algunas deudas, pero estas versiones no han logrado ser confirmados con elementos de interés criminalistico.

El pasado 15 de febrero fueron hallados en el segundo piso de la quinta Stella, ubicada en la calle Manaure, cuatro cuerpos sin vida, con profundas heridas en sus cuellos. Un solo cadáver, de un adolescente, presentó heridas defensivas al forcejear con su oponente. Los demás fueron hallados en sus respectivas camas.

Las personas fallecidas fueron identificadas como Virginia Morales, de 73 años; Luis Morales, de 72 años, y los jóvenes Alejandro Morales, de 15 años, y Andrea Morales, de 14 años. Las víctimas son los padres e hijos del sobreviviente del crimen, quien aparentemente es el responsable del cuádruple homicidio.

Morales vivía con su familia en la residencia de dos pisos, y también compartía la vivienda con su actual pareja, Gloria Londoño, y la hija de ésta, Victoria, de 15 años. La joven fue la única ilesa la madrugada del 15 de febrero y quien alertó a los vecinos de lo sucedido.

Esa noche Victoria se retiró a su habitación, que compartía con Andrea. Sin embargo, la joven de 14 años se sintió mal y prefirió dormir con su papá, en otro cuarto. De acuerdo con las investigaciones, la adolescente fue la primera víctima del psicólogo y, su hijo, de 16 años, el último, con quien forcejeó.

Poco después de ocurrido el hecho el comisario Ramón Silva Torcat, jefe de la Dirección de Investigaciones de Delitos Contra la Vida y la Integridad Psicofísica de la policía científica, detalló las evidencias que señalaban como único responsable al jefe de la familia.

En la residencia no se observaron signos de violencia, ni en las cerraduras ni en las habitaciones, y los rastros hemáticos, dirigidos desde la habitación de Morales hasta el cuarto de servicio del primer piso, lo señalan como el principal sospechoso, sin dejar de mencionar las heridas sufridas en sus manos.

“El modus operandi del crimen lo dicta el sexo”

El criminólogo Fermín Mármol (hijo) explicó que en los crímenes típicos de motivaciones depresivas el modus operandi lo determina el sexo. “En el caso de los hombres es más común que en primer lugar se busque un arma de fuego, luego un objeto contundente y tercero un cuchillo, porque se actúa por impulso, por una reacción”

En cambio, indicó que en el caso de la mujer la victimaria procura no hacer daño a su cuerpo, por ello siempre busca “algo que ingerir, son atípicos los suicidios de mujeres en los que se usa un arma de fuego, la mujer generalmente mata a un ser querido con la misma arma que emplea para suicidarse”.

Mármol García recordó los hechos de Macaracuay, donde un psicólogo mató a sus padres e hijos hace un mes; el múltiple crimen de Fuerte Tiuna en abril de 2009, en el que una mujer asesinó a sus tres hijos, a su esposo y a dos vecinos envenenados y, un matricidio en Maracacuay en el 2005, en el que un hijo asesinó a su madre a puñaladas.

En el último crimen mencionado las autoridades consideraron inimputable al joven adolescente, de origen portugués, por sufrir una patología emocional que no le permitió reconocer la realidad, lo bueno y lo malo de sus acciones.

“No toda patología emocional acarrea la inimputabilidad de una persona, hay patologías emocionales, mentales que no eximen de responsabilidad penal a la persona, puedes estar enfermo y todavía reconocer lo bueno y lo malo; por ejemplo, la depresión es una patología emocional temporal que en la mayoría de los casos el individuo no pierde la conciencia de lo bueno y malo”, informó Mármol.

El experto reconoció que en el país se vive bajo la cultura de la violencia, por ser un país violento: el tercero en el continente en cuanto a homicidios y el noveno en el mundo en relación por secuestros.

Por tal motivo, teme que situaciones como las analizadas se verán con mayor recurrencia.

Por:  Sabrina Machado
Politica | Opinión
Oposición | MUD
Oficialismo | Psuv
Ciudadanos | Sucesos
Ciudad | Macaracuay
Judicial | Cárceles
martes 25 de febrero de 2011





Temas relacionados:

CONDENA: Dan pena máxima a psicólogo por muerte de sus padres e hijos

Comentarios:

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

You can add images to your comment by clicking here.

Widgetized Section

Go to Admin » appearance » Widgets » and move a widget into Advertise Widget Zone