Abc.es: Fidel Castro sufre embolismo masivo cerebral afirma el Dr. Marquina



Se apaga el culto a la figura del líder cubano, que desde hace más de dos meses ha dejado casi de escribir sus «reflexiones» en la prensa oficial.

Chávez visita a Castro, en plena tormenta
de “rumores” sobre su deteriorada salud

 

Según ha revelado el médico venezolano José Rafael Marquina a ABC, Fidel Castro «ha sufrido un embolismo masivo en la arteria cerebral derecha. No está en soporte artificial ni ventilación mecánica pero su salud es precaria». Además, añade que el expresidente cubano se encuentra «moribundo» en su casa del Laguito del área de reparto de Cubanacan donde quedaban años atrás los terrenos del Country Club». Marquina subrayó que las autoridades de Cuba se niegan a revelar públicamente lo mal que está la condición actual de «agonizante» de Fidel. 

La salud de Castro es «agonizante» y las autoridades cubanas se niegan a revelar.

Rafael Marquina.

Este puede que haya sido uno de los motivos por el cual el presidente de Venezuela Hugo Chávez viajara por sorpresa a Cuba el pasado martes. Además de para hacerse unos chequeos médicos fue a visitar a su amigo Fidel Castro, cuya salud es delicada y de pronóstico grave, como ha afirmado en exclusiva a ABC el médico venezolano José Rafael Marquina.

Tras su victoria en las pasadas elecciones del 7 de octubre, Chávez, sorprendentemente, ha viajado a La Habana sin previo aviso como lo había hecho de manera habitual desde que le diagnosticaron un cáncer en la pelvis hace 16 meses y por el cual fue sometido a tres intervenciones quirúrgicas y tratamientos de radio y quimioterapia.

Según Marquina, Chávez cambió repentinamente su agenda. Tenía previsto viajar a Brasil pero decidió realizarse exámenes con los médicos que han tratado a su amigo, el ex presidente Luiz Inacio Lula Da Silva, por Cuba. La razón era sencilla: «matar dos pájaros de un tiro». Es decir, hacerse un Pet Scan y visitar a su amigo Fidel Castro.

El Pet Scan es una tomografía por emisión de positrones que permite ver en imágenes las áreas del cuerpo donde el tumor está creciendo y debe hacerse según el Dr. Marquina en «un paciente normal con cáncer aún en cura, al menos, cada 6 meses».

Según el galeno venezolano, Chávez, probablemente, viajó a la isla el pasado martes. Marquina ha confirmado con sus fuentes que el presidente venezolano se encuentra en La Habana y quizás regrese pronto a Caracas como acostumbra hacerlo desde que ha hecho un puente entre las dos ciudades.

Chavez, poco activo públicamente desde su triunfo:

El presidente Chávez ha estado gobernando por twitter, es decir, enviando mensajes de 140 caracteres, desde que ganó su reelección el 7 de octubre. A través de su cuenta en la red ha cambiado de ministros y de sucesor nombrando de vicepresidente a Nicolás Maduro, que también ocupa la cartera de Relaciones Exteriores, además de nombrar a sus candidatos para las elecciones de gobernadores del 16 de diciembre.

La única vez que apareció en público fue el sábado 13 para nombrar a sus cinco ministros, que no son nuevos sino reciclados de otros cargos. La penúltima vez que escribió en su cuenta de twitter fue el día 13 de octubre y ayer, día 16, cuando elogió el único golazo que metió Arango en el partido entre Venezuela y Ecuador. El twitter de Chávez suele funcionar como un biombo. Más de 200 personas lo manejan y responden o no a los mensajes de sus más de 3 millones de seguidores.

Los 86 años de Fidel Castro:

Alejado del poder desde 2006 por una enfermedad intestinal de la que se desconocen muchos detalles, Fidel Castro celebró ayer el cumpleaños más discreto que recuerdan los cubanos en casi cincuenta años.

Hasta el año pasado, los líderes juveniles del partido comunista festejaban cada 12 de agosto la efeméride del nacimiento del «comandante en jefe de la revolución» con actos que se prolongaban más allá de la medianoche. Este año se siguió la tradición, pero esta vez para festejar el cumpleaños de René González, uno de los cinco cubanos condenados en Estados Unidos por espionaje, y que el régimen comunista isleño considera un «héroe de la lucha antiterrorista».

Fuera de algunos actos culturales con motivo de los 86 años de Fidel Castro, los medios de comunicación guardaron las formas y dedicaron ayer un espacio generoso al dirigente desaparecido del poder hace seis años, y de la escena pública desde hace meses.

De modo sorprendente, el órgano oficial del partido comunista cubano, «Granma», no mencionó la efeméride ni la edad que cumplía el expresidente. El diario dedicó su contraportada a un extenso artículo titulado «Así es Fidel», en el que se recogieron manifestaciones elogiosas hacia el líder de la revolución, tanto internas como internacionales. En una de ellas, la estrella del ballet cubano Alicia Alonso confiesa que cada vez que se encuentra con Fidel «se pone nerviosa».

El hermano de Raúl:

Castro comenzó a alejarse gradualmente del poder en 2006, cuando delegó temporalmente la presidencia en manos de su hermano Raúl, de 81 años, su sombra permanente desde el triunfo de la revolución contra Batista. En 2008, Fidel anunció que no quería ser reelegido como comandante en jefe y presidente del Consejo de Estado. En 2011 renunció también a su cargo de primer secretario del partido comunista cubano en favor de su hermano.

La rapidez con que las instancias oficiales van apagando las candilejas de la era de Fidel —el «one-man show» en la jerga de su enemigo acérrimo, Estados Unidos— no pasa inadvertida a los observadores.

Hasta hoy, todos los deportistas campeones cubanos solían dedicar sus triunfos en primer lugar a Fidel Castro. En los Juegos Olímpicos de Londres, cuando la judoka cubana Idalys Ortiz ganó la medalla de oro, dedicó el trofeo a su familia, amigos y compañeros, y sólo al final mencionó «a mi presidente Raúl Castro y a su hermano Fidel».

Poco se sabe ahora del hombre que rigió con mano de hierro la isla desde hace 48 años, en especial desde el cambio en sus rutinas como periodista el pasado mes de junio. Los cubanos de a pie se contentan con la información oficial, que sitúa a Fidel en un retiro modesto, dedicado a seguir inspirando la revolución mundial, escribir sus memorias y recibir, de vez en cuando, a personalidades internacionales.

En marzo, el presidente del Parlamento cubano, Ricardo Alarcón, declaró en una entrevista que a Fidel «se le consulta de manera sistemática» cuestiones de «primer oden y de importancia estratégica». Los cubanólogos creyeron ver en esas declaraciones un interés del régimen por caracterizar a Fidel Castro como un «freno moderador» frente a las reformas económicas de Raúl en cuestiones tan emblemáticas del viejo sistema castrista como la prohibición de compraventa de casas y de coches. La posterior desaparición de escena del líder de la revolución, y el cambio de «prioridades intelectuales» en sus escritos , ha demostrado el error de aquella apreciación.

Del invierno nuclear a la dieta perfecta:

Cuando Fidel Castro ostentaba el poder absoluto, la CIA calificó su gobierno de «microadministración». El líder cubano era capaz de delinear la estrategia política continental, reunirse durante horas con ingenieros y ministros para discutir un proyecto, y explicar por televisión a sus conciudadanos el modo más eficiente de usar la olla arrocera china, como recuerda «El Nuevo Herald».

Tras la retirada impuesta por la convalecencia, el Comandante en Jefe cambió sus famosos discursos-río por largas disquisiciones en forma de artículos periodísticos, englobados bajo el epígrafe de «Reflexiones».

En total, desde su aparición en los medios cubanos, han sido cerca de 400 las reflexiones de Fidel Castro, dedicadas casi siempre a grandes asuntos como el riesgo de guerra nuclear o la ecología mundial.

No obstante, desde hace dos meses el número de artículos se ha reducido drásticamente, disparando así las especulaciones sobre un agravamiento de su enfermedad intestinal; o anunciando directamente la defunción, de Fidel Castro, una vieja noticia en los círculos de la disidencia cubana en el exterior.

Lo grave del nuevo estilo de Fidel es la brevedad de sus reflexiones, o la elección de tema, asunto que tiene perplejos a muchos también dentro del régimen.

Uno de los últimos asuntos abordados por Fidel Castro ha sido el valor del cultivo de la moringa, un arbusto tropical rico en vitaminas. De su pintoresco encuentro en marzo con Benedicto XVI pudo haber surgido también la inspiración del artículo en que celebra la victoria de la ciencia sobre la fe.


Por: Ludmila Vinogradoff
corresponsal en caracas
Politica | Opinión
SALUD PRESIDENCIAL
CIUDAD | CARACAS/LA HABANA
Salud pública | Sucesos
Jueves 18 de octubre de 2012





Comentarios:

comments

You must be logged in to post a comment Login

Widgetized Section

Go to Admin » appearance » Widgets » and move a widget into Advertise Widget Zone