MIGRACIÓN: Venezolanos eligen cada vez más vivir en Argentina




MIGRACIÓN, Venezolanos eligen cada vez más vivir en Argentina

Venezolanos en Argentina
protestan ante embajada

 

Alquileres, comida, Pasajes aereos y más. Respondiendo preguntas.

La asombrosa cantidad de venezolanos que llegan a Argentina huyendo de la crisis

“Cualquier cosa es mejor que Venezuela”, aseguran venezolanos que migran a la Argentina.

“Que puedas comenzar a trabajar legalmente en un país que no es el tuyo al mes de haber llegado, es algo que no sucede en todos lados.

En 2016, se duplicó la cantidad de migrantes que llegaron del país gobernado por Maduro; la Argentina figura ahora entre los principales destinos de la diáspora venezolana.

Estudios privados citados por el periódico señalan que Estados Unidos, España e Italia son los principales destinos de los venezolanos que deciden dejar su país. También Colombia, México y Panamá.

Buenos Aires.- Miles de venezolanos se están ubicando cada vez más en Argentina, en busca de una nueva vida y marcan otro episodio de la estampida que tiene lugar desde Venezuela. “Es impresionante. Viernes y lunes llegan 300 venezolanos en vuelos desde Caracas –comenta desde Buenos Aires el periodista Enderson Narváez – Son 600 por semana, de los cuales 70% se queda aquí, un 10% pasa a Chile y el resto viene a hacer turismo o a visitar a familiares.

Narváez forma parte de esta nueva ola migratoria. Se fue hace varios meses con su pareja, en busca de nuevas oportunidades.

Actualmente, 7,5% de todas las radicaciones temporarias (así se acreditan generalmente los venezolanos) en Argentina corresponden a ciudadanos de nacionalidad venezolana. Y la cifra va en ascenso.

Según las cifras oficiales, el alza es tan vertiginoso que la cantidad de radicados venezolanos de 2014 fue solo un mil 777, pero llegó en 2015 a 4 mil 707, es decir que ascendió en 165%. Para la comparación con 2016, la cifra récord de 2015 de 3 mil 768 se cubrió ya durante los primeros 5 meses de este año.

Otros como Enderson Narváez han arribado hace exactamente dos meses y cuentan aquí con detalles cómo les ha ido en este interín inicial. Son Gisel Rivas, contador público de 46 años, de Guarenas; Marwil Cruces Maldonado, 28 años, licenciado en física y matemática, San Cristóbal, estado Táchira; y Edgar Mejías es TSU en Telecomunicaciones, tiene 30 años, y es de La Victoria Edo. Aragua. Rivas y Marwil Cruces Maldonado explican que la primera acreditación siempre es temporal y se llama Precaria. Después que pasan dos años se les adjudica la permanente.

Los tres coinciden también en que han dejado a sus familiares más cercanos y queridos en Venezuela y tienen el plan de que se unan a ellos muy pronto en el país austral. Han tenido que laborar en áreas que no habían experimentado antes.

Ninguno de los tres admite haberse ido con muchos ahorros en divisas. Una de ellos se largó con $300 dólares y de llegada gastó casi todo en un buen celular. La forma más común de llegar a Argentina es en avión, pero no es la única. 5 mil 095 kilómetros separan a Caracas de Buenos Aires. Pese a esto, también hay venezolanos que, para ahorrar en sus gastos en dólares, se están lanzando por la vía terrestre con distintas escalas en autobús. Así la ruta es mucho más de 5 mil kilómetros y puede tardar más de una semana.

La fuga:

Alberto Castillo voló de Venezuela a la Argentina en mayo del año pasado. Para él, ese viaje fue una “huida”. “Fue la delincuencia, el hambre, la pobreza, la locura. Toda la locura”, explica Castillo a LA NACION al enumerar los motivos que lo llevaron a abandonar Venezuela. Pero no está solo: el caraqueño de 23 años ya es el tercero de sus hermanos que se radica en la Argentina en los últimos cuatro años. Y es apenas uno de los más de 11.000 venezolanos que decidieron mudarse a este país en 2016.

Un promedio de 30 venezolanos por día se radicaron en la Argentina en 2016. Fueron, en total, 11.298 los inmigrantes provenientes de Venezuela. Ese pico de migrantes hizo duplicar en apenas un año el tamaño de la comunidad venezolana en el país: pasó de 13.049 registrados hasta 2015 a 24.347 al cierre del año pasado, según el reporte histórico sobre residencias temporarias de la Dirección Nacional de Migraciones. La Argentina comienza a figurar así en la lista de los principales destinos escogidos por los venezolanos para escapar de la crisis económica y social que enfrenta el país caribeño.

Esa “locura” de la que habla Castillo hace referencia al país con la inflación más alta del mundo (más de 800% anual), a la ciudad – Caracas- con la mayor tasa de homicidios intencionales (119 asesinatos por cada 100.000 mil habitantes) y a un nivel de escasez que hace desaparecer de los mercados a los alimentos más esenciales.

Aunque sigue siendo menor que otras comunidades de extranjeros -los paraguayos, bolivianos, chilenos y peruanos se cuentan por cientos de miles-, el grupo de venezolanos no ha parado de crecer desde 2009. La DNM reportó en 2015 que fue, incluso, el que más creció porcentualmente: 120%. El pico del año pasado fue todavía mayor: creció un 140% en comparación con 2015. ¿Pero por qué mudarse a la Argentina?

El escape de los venezolanos:

Asaltos en la calle. Secuestros. Falta de medicamentos y de artículos de consumo básicos. La crisis en Venezuela impacta seriamente en la vida cotidiana de los ciudadanos. Y varios eligen irse de su país.

Como Helena Cubría, quien se mudó a Buenos Aires luego de sufrir varios robos: “El peor fue en la playa, en la Isla de Margarita. Estaba caminando por la orilla y dos hombres nos apuntaron con un revólver a mi marido y a mí. Les tuve que dar mi anillo y mis zapatillas. Por otro lado, en el auto, nos robaron tres veces diferentes. Y también recién mudados a nuestra casa, una vez que salimos a almorzar, regresamos y la casa estaba toda revuelta. Se habían llevado los televisores y las computadoras. En mi casa tenía cerco eléctrico, rejas y alarmas. Era una cárcel”, cuenta a LA NACION.

Otro caso: Eduardo Elechiguerra, de 29 años. Eduardo es licenciado en Letras y, en Venezuela, trabajaba como librero. “A mí me amenazaron con un cuchillo. Fue feo. Y esto fue en 2014. Según me relatan mis familiares, que todavía viven en Caracas, ahora está mucho peor. Tomé la decisión de venir a Buenos Aires un día que me intentaron robar unos libros. Yo venía caminando por la calle y tuve que forcejear con un hombre. Se puso muy violento pero yo no quería soltarlos. Entonces bajó un taxista, supongo que harto ver estas cosas. Bajó con un fierro”, dice Eduardo: “Y se agarró con el ladrón. Lo ahuyentó. La situación se volvió imposible”.

Violencia, inflación, escasez:

Son varios los venezolanos que eligieron emigrar a Buenos Aires. Según los últimos datos anuales de la Dirección Nacional de Migraciones, en 2015 se duplicó la cantidad que se radicó en Argentina con respecto a 2014. Se trata de 5.798 migrantes. Es que el grado de violencia e inseguridad en el país es grave. De hecho, según la ONG “Observatorio Venezolano de Violencia”, en lo que va de 2016, la cantidad de homicidios es de 16 mil. Esto convierte a Venezuela en el país más violento de América.

A la situación de violencia se le suma la inflación, que en lo que va del año acumula más del 330% según los propios datos del Instituto Nacional de Estadística y el Banco Central de Venezuela. Y la escasez de bienes: en 2016 se registraron decenas de incidentes y saqueos en comercios de todo el país, derivados de la falta de productos alimenticios. Hasta se viralizó un video de un grupo de personas peleándose por una bolsa con cebollas.

“Para hacer las compras hay que hacer colas que dan vuelta a la manzana. Además, es por número de célula, no se puede ir cualquier día. Esto hace que haya que ir varias veces por semana al supermercado”, explica Eduardo. Según Datanálisis, una encuestadora de Caracas, cada semana los venezolanos van en promedio a cuatro supermercados distintos y dedican cinco horas a las compras.

A su vez, hay una lista de productos con límite de compra. La lista incluye: aceite, granos, jugos de frutas, pasteurizados, azúcar, café, víveres varios, pollo, carne de res, compotas, carne de cerdo, leche, enjuagues para el cabello, quesos, pan, agua, mineral, pasta, cereales, jabón de baño, arroz, sorgo, suavizantes, enjagues para la ropa, maíz, harina de maíz precocido, crema dental, pescados, champú para el cabello, desodorante, pañales para bebé, papel higiénico, máquinas de afeitar, limpiadores, cloro, jabón para lavar para platos y ceras para pisos.

La violencia, la inflación y la escasez derivaron en la decisión del Parlamento de Venezuela, de mayoría opositora, de declarar al presidente Nicolás Maduro en “abandono de cargo”. La figura tiene consecuencias similares a un juicio político. En apoyo a la decisión del Parlamento, y en contra de Maduro, venezolanos marcharon el miércoles en todo el país caribeño en lo que se llamó la “Toma de Venezuela”. Hubo un policía muerto, más de 120 heridos y 245 detenidos. Los venezolanos en Argentina también se manifestaron el miércoles, en la Facultad de derecho de la UBA.

“Expulsados”:

Es que muchos venezolanos sienten que fueron echados de su país. “La inseguridad se fue convirtiendo cada vez más en un problema incontrolable. Eso nos llevó a mí y a mi familia el plantearnos buscar otras oportunidades. Mi país ha sufrido un proceso de destrucción a todo nivel. Hay una sensación de que te expulsaron por no poder vivir más en esas condiciones”, dice Helena.

La sensación de “expulsión” es generalizada. Sobre todo en los videos que muchos venezolanos suben a YouTube: la red está repleta de diatribas y discursos llenos de enojo contra la dirigencia política de Venezuela. También de “consejos” para emigrar exitosamente. Hay cuentas muy populares que se dedican exclusivamente a esto: los videos con “tips” para emigrar tienen miles, y algunos cientos de miles, de visitas.

La crisis de emigración fue reconocida por las Naciones Unidas. El organismo emitió un comunicado donde expresa su “preocupación” sobre el tema. La oficina de la ONU radicada en Bogotá advirtió que hay una “llegada silenciosa de mucha gente” desde Venezuela hacia Colombia. Los emigrantes buscan “principalmente alimentos, seguridad y atención médica”, indicó el organismo.

¿Y la inseguridad en Buenos Aires?:

Pero la emigración también genera sus problemas. Los venezolanos consultados señalan que extrañan a su país, a sus familiares y a sus amigos. Y destacan que tienen dificultades de inserción laboral en sus países de destino.

“Aún no he logrado trabajar en lo que amo, en lo que estudié. El trabajo más duradero y con salario fijo que tuve fue en un puesto de flores”, dice Gabriela Durán, de 30 años. En Venezuela, Gabriela era profesora universitaria de Comunicación.

Para hacer una transición más suave, existen varios grupos de venezolanos en Facebook que intercambian datos sobre alquileres, y venden y compran bienes usados. Además, realizan reuniones y fiestas en donde celebran sus usos y costumbres: algunos se juntan para comer comida típica de Venezuela y escuchar música folclórica.

Más allá de la inserción laboral y social, ¿la inseguridad de Buenos Aires no representa también un problema? En las palabras de Eduardo Elechiguerra: “Sí, acá también hay robos y hay que tener cuidado. Uno es precavido. También conozco casos de robos a conocidos y amigos en Buenos Aires. Pero acá no hay, creo yo, la violencia que hay en Venezuela. Acá hay robos, pero allá es otra cosa. Nada que ver”.

Un país para inmigrantes:

El punto clave, como explica Castillo y otros inmigrantes, tiene que ver con la facilidad para lograr residenciarse. A partir de lo convenido dentro del Mercado Común del Sur (Mercosur), el venezolano puede tramitar su residencia en la Argentina en menos de un mes. Este acuerdo le autoriza a vivir en el país por al menos dos años y le permite trabajar legalmente. Aunque Venezuela fue suspendida el año pasado del bloque regional, estos beneficios migratorios no se vieron afectados.

Al mes de llegar, Castillo ya estaba trabajando en blanco en un restaurante y preparando el papeleo para comenzar a estudiar un postgrado en la Universidad de Buenos Aires. “Que puedas comenzar a trabajar legalmente en un país que no es el tuyo al mes de haber llegado, es algo que no sucede en todos lados. Y si tienes trabajo, comenzar desde cero es posible”, dice Castillo.

Carolina Buitrago, una comunicadora de 27 años, también caraqueña, repite la explicación de Castillo pero agrega otro punto importante. El estricto control cambiario que rige en Venezuela impide que el ciudadano común envíe dinero a sus familiares en el exterior. El gobierno venezolano solo autoriza la compra de un cupo limitado de divisas para quien salga del país con la excusa de un viaje turístico. Es un cupo que varía dependiendo de cada país. Hasta 2015, el monto autorizado para los que viajaban a la Argentina era de 1500 dólares. Un lujo si se compara con Colombia, Panamá o Estados Unidos, destinos a los que sólo se le autoriza un máximo de 700 dólares. “Este dinero es lo único con lo que cuentas cuando te vas. Intentas rendirlo al máximo hasta que consigues trabajo”, explica Buitrago. “Y mejor 1500 dólares que 700 si vas a comenzar toda tu vida de nuevo”, agrega.

Pero cada vez son menos los que pueden comprar divisas para emigrar. También cada vez menos aerolíneas vuelan desde Venezuela y un pasaje puede llegar a costar hasta 10 salarios mínimos (unos 572 dólares a tasa oficial). Sin embargo, nada frena la ola migratoria. “Tenía que buscar una manera de salir de Venezuela como fuera”, cuenta David Torres, quien hizo un viaje de seis días hasta Argentina.

Torres primero cruzó por tierra toda Venezuela para llegar hasta Manaos, Brasil. Esta primera fase del viaje duró dos días. En Manaos tomó un vuelo hasta San Pablo. Y ya en San Pablo, luego de esperar otro día más, fue que pudo tomar el avión definitivo hastaBuenos Aires. Ya tiene un año en Argentina. Insiste: “Había que salir como fuera”.


Dos centenares de venezolanos protestaron ante la embajada de su país en Buenos Aires

Los venezolanos acusaron a los jóvenes argentinos de parapetarse
frente a la embajada porque les pagan para ello.

Venezolanos en Argentina protestan:

Dos centenares de venezolanos residentes en Argentina protestaron hoy ante la embajada de su país en Buenos Aires, donde, al otro lado de una valla y un cordón policial, un centenar de jóvenes kirchneristas se concentró para apoyar al Gobierno de Nicolás Maduro.

Los venezolanos que viven en Buenos Aires se manifestaron a pocos metros de la delegación diplomática en apoyo a la “Toma de Caracas”, convocada hoy por la oposición venezolana para exigir al Poder Electoral que fije la fecha de un referendo que revoque el mandato de Maduro.

Pero al llegar al puente ferroviario vecino a la embajada, se encontraron con un vallado que impedía su paso y un cordón de una treintena de policías.

Con los policías en medio, ambos grupos se cruzaron cánticos e insultos: “Chávez no se murió, Chávez vive en el pueblo…”, entonaban los kirchneristas. “No nos dan las ganas de una dictadura igualita a la cubana”, respondían los otros.

Los venezolanos acusaron a los jóvenes argentinos de parapetarse frente a la embajada porque les pagan para ello, mientras los otros, a su vez, les acusaron de ser agentes pagos por la oposición venezolana.

Los manifestantes opositores rechazaron la conducta del embajador de la República Bolivariana de Venezuela “, quien en vez de recibir a los venezolanos, como debe hacerlo un embajador que defiende los intereses de sus ciudadanos, lo que hizo fue convocar a barras bravas e individuos que no tienen nada que ver con la comunidad venezolana simplemente para detener la protesta”.

Un perfil atípico:

El perfil del venezolano que emigra no corresponde con el inmigrante tradicional, sostiene Tomás Páez Bravo, sociólogo de la Universidad Central de Venezuela y escritor del libro La voz de la diáspora venezolana, un estudio que se publicó en 2015 y que será reeditado este año. En tres grandes rasgos: “El venezolano que se va es profesional, joven y de clase media, media alta”, explica Páez a LA NACION.

La investigación implicó la realización de 900 encuestas, entrevistas y focus groups, la mayoría de ellos realizadas entre julio y agosto de 2014. Contó con la participación de venezolanos en 42 países.

Frank Hernández, un químico venezolano que llegó a la Argentina en 2015.

El 98% de los consultados tiene un título universitario: 36%, licenciatura; 4%, tecnicatura; 46%, maestría; y 12% tiene un doctorado. La principal razón por la que decidieron emigrar fue la “inseguridad personal”, el miedo constante a ser víctima de la delincuencia. La segunda: la grave crisis económica. El 92% dijo que no regresaría al corto plazo al país, aún si se registra un cambio de gobierno. Sin embargo, cerca de 47% dijo estar dispuesto a regresar cuando comiencen a cambiar las condiciones de vida.

“Se trata de venezolanos que se prepararon toda su vida, pero se tropezaron con una realidad que les negó cualquier posibilidad de desarrollo”, dice Páez. Por eso no es extraño que la barra de un bar sea atendida por personas como Frank Hernández, de 33 años y graduado de Químico en la Universidad Simón Bolívar. “Básicamente, se gana más de mozo acá que de químico allá”, explica. También comenta que no militar en el chavismo le cerró las puertas de la industria estatal, el gran motor petroquímico del país. “Como mozo puedo comer y hasta mandar dinero para Venezuela. Ni eso podía garantizarme en Venezuela”.

Una diáspora sin precedentes:

El profesor Iván de la Vega, investigador del tema en la Universidad Simón Bolívar -con sede en Caracas-, señala que en 1992 había venezolanos en menos de 20 países. No eran más de 30.000 emigrantes en total. En base al seguimiento que ha hecho de censos y reportes migratorios de otros países, De la Vega -que en 2014 publicó “Emigración intelectual y general en Venezuela”- asegura que un estimado de 1,5 millones de venezolanos han migrado a otros 94 países.

El principal destino es Estados Unidos. Siguen España, Portugal e Italia, a los que suelen mudarse los hijos de emigrantes de estos países europeos que llegaron a Venezuela a mitad del siglo pasado. De allí en adelante, Argentina comienza a figurar como preferido, junto a países como, Colombia, Canadá,Francia, México y Panamá. En un ranking elaborado por el Observatorio de la Diáspora Venezolana, coordinado por Tomás Páez, la Argentina estaría en el noveno puesto.

No hay forma de contrastar estos cálculos con las cifras oficiales, porque el gobierno venezolano mantiene la data en absoluta reserva desde 2000. Por esto mismo, las organizaciones internacionales tampoco tienen información precisa del tema. “Lo que queda claro es que, a pesar de la impresición de las cifras, se trata de la diáspora más grande que ha vivido Venezuela en toda su historia”, asegura Paéz.

Por: Agencias
Redacción/R24
Politica | Opinión
Oposición | MUD
Migración | Cancillería
Polémica | Caracas
Sociedad |Inmigración
Comunidad Judía | Diáspora
Ciudad | Caracas
Caracas, domingo, 05 de marzo de 2017

reportero24 logo 2

*Este es un sitio participativo. Para escribir aquí sólo tienes que registrarte en: reportero24@live.com
*Reportero24 no se solidariza o avala las opiniones de los colaboradores.
*Nota: El presente articulo se reproduce sin perjuicio de los Derechos de autor, quien por cortesía permite su reproducción en este site.
*Las noticias publicadas en este sitio podrán ser difundidas siempre que se mencione la fuente.

Tweets about: “MIAMI: Estoy pensando regresarme…”
Tweets about: “MIAMI: Deportan 100 venezolanos de EEUU”
Tweets about: “MIAMI: Se triplican asilos para venezolanos”
Tweets about: “EMIGRACIÓN: Venezuela se queda sin jóvenes”
Tweets about: “¿IRSE O QUEDARSE? Video sobre emigración de jóvenes causa revuelo”
Tweets about: “Emigración: 68% de los estudiantes de Medicina dicen “¡me quiero ir!”
Tweets about: “Emigración: Retrato de una diáspora”
Tweets about: “MIAMI: Deportan 100 venezolanos de EEUU”
Tweets about: “MIGRACIÓN: Duermen en las aceras para irse del país”
Tweets about: “Datanálisis: Más venezolanos emigran para escapar de la crisis”
Tweets about: “MIGRACIÓN: Venezuela, la alegría triste de expatriarse…”
Tweets about: “INMIGRACIÓN: Asilo a venezolanos en EEUU puede tardar dos años…”
Tweets about: “INMIGRACIÓN: MIGRACIÓN: Los que se van y los que se quedan…”
Tweets about: “MIGRACIÓN: oleada migratoria a Ecuador y Perú…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: Seis de cada 10 quieren salir del país…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: deportan venezolanos de España, México y EEUU…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: Si Ud. puede irse, váyase ya…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: Comenzó la Lotería de Visas de EEUU…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: Adiós Venezuela, dice la comunidad judía…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: Irse sin la casa…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: El boom de los venezolanos en Chile…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: España deportó más de mil venezolanos en 2016…”.
Tweets about: “MIGRACIÓN: Bolivia prohíbe a turistas “trabajar y estudiar…”.

Tweets about: “MIGRACIÓN: 88% de los jóvenes tiene intención de irse del país…”.

*¡Por favor si el tema fue de tu agrado, no olvides… dejar tus comentarios!
¡Nosotros si te escuchamos; Deja tu opinión sobre el artículo…!



Comentarios:

comments

You must be logged in to post a comment Login

Widgetized Section

Go to Admin » appearance » Widgets » and move a widget into Advertise Widget Zone